Si eres dueña de una pastelería espero que esta publicación te ayude a conseguir nuevos clientes y mejorar las ventas de tu negocio. Estoy escribiendo esto, pensando en cuales serían las recomendaciones que le hubiera dado a mi madre, si cuando ella comenzó su pastelería, yo hubiera sabido todo lo que se de marketing hoy.

Estoy asumiendo, que al igual que mi mamá, tus tortas, pasteles, kuchenes, etc. son deliciosos, y las personas que los prueban quedan encantadas con ellas. Asumo esto, porque no quiero entrar a explicar la relación directa que tiene el éxito de una pastelería con la calidad de sus productos. Si tus productos son malos, tu negocio dejará de existir en el corto plazo.

Crea una lista de potenciales clientes

No necesitas nada sofisticado, sólo una lista con el nombre, el email y la fecha (o las fechas) de sus celebraciones. Esta será tu principal herramienta de ventas y de generación de nuevos negocios. Una vez que construyes una gran lista, podrás contactar a tus potenciales clientes en el momento preciso en que necesitan de tus productos. Además, podrás mantenerlos al tanto de ofertas y promociones que tengas o de los lanzamientos de nuevos productos que realices.

Pero claro, suena más fácil decirlo que hacerlo. De hecho, hoy en día, una de las grandes dificultades que tienen las empresas es crear sus listas de potenciales clientes. Así que, para no dejarte en el aire y sólo con la idea, acá te indico formas en que puedes comenzar a crear tu lista.

Amigos y familia: lo primero es comenzar a escribir los datos (nombre, email y fechas de celebraciones) de todos los amigos y familiares que tenemos y que podrían comprar nuestras tortas. No dejes a nadie fuera, anota los cumpleaños de los hijos de tus amigos, el aniversario de matrimonio, el onomástico, futuras licenciaturas, primeras comuniones, bautizos, baby showers, matrimonios y cualquier otra celebración en la cual tus productos sean necesarios.

Colegios y jardines: si ya tienes hijos en el colegio o en un jardín infantil, acércate a todos los apoderados y solicítales las fechas de cumpleaños de sus hijos. Ofrece un descuento o un regalo a cambio. La idea es que las personas tengan un incentivo para entregarte su información.

Organiza un concurso: Sortea un premio que sea irresistible para tus potenciales clientes. Obviamente, tiene que ser alguno de tus mejores productos. Todo, a cambio de que los participantes te dejen sus datos. Publica tu concurso en tus redes sociales y dale la mayor difusión que puedas. Sólo tienes que tener cuidado de dejar bien en claro cuales son los términos y condiciones del concurso para evitar malos entendidos con los participantes.

Crea cupones de descuento: Crea cupones con impresionantes descuentos y entrégalos a las personas que te entreguen sus datos de contacto.

Actuales clientes: revisa tus pedidos anteriores y agrega a tu lista todos los clientes que puedas.

Convierte a la mayor cantidad de potenciales clientes en clientes

La diferencia entre un potencial cliente y un cliente es, que el último te pagó por alguno de tus productos. Tener una tremenda lista de potenciales clientes no sirve de nada si estos no se van convirtiendo en clientes y compran algo de tu pastelería. En si, la lista es la herramienta, no el fin.

Convertir un potencial cliente en cliente no es una tarea sencilla. Sólo piénsalo, la mayoría de las personas ya tienen una pastelería favorita, o simplemente, han comprado toda su vida en el mismo lugar y no les resulta fácil hacer el cambio.

Tus potenciales clientes tienen miedo. Si, miedo! La mayoría de las personas compra tortas cuando tiene una celebración o evento y, en estas ocasiones, quieren que todo salga perfecto. Entonces, porqué arriesgarse a comprar en una nueva pastelería si siempre he comprado en la misma y no he tenido problemas? Y, qué pasa si no me gusta? Y, si es fea? Nadie quiere tomar ese riesgo en ese momento y quedar en vergüenza en frente de todos los invitados. Así que, no los obligues a hacer eso.

Véndele a tus clientes

Ahora, ya tienes tres cosas fundamentales para tu pastelería. a) Clientes, b) datos de contacto y, c) fechas de celebraciones. Es tiempo de comenzar a sacarle provecho a estos nuevos activos!

Lo primero que debes hacer es programar emails de venta, personalizados, que se envíen a tus clientes algunos días antes de sus celebraciones. Algunas recomendaciones para estos emails:

  • Procura enviar este email SÓLO a personas que ya te hayan comprado.
  • Personaliza el email dependiendo de la celebración. Usa distintos colores, textos e imágenes para cumpleaños, bautizos, matrimonios, etc.
  • Coloca imágenes de tortas (o, del producto que quieras vender) que muestren la calidad de tu trabajo anterior. (De más está decir que tienen que ser excelente imágenes)
  • Incluye testimonios de otros clientes que hayan comprado esos productos en tu pastelería.
  • Indica claramente cómo hacer el pedido, los plazos para reservar y a través de que medio pueden realizar la reserva.
  • Puedes incluir un descuento si lo deseas, aunque no es necesario (salvo que lo hayas ofrecido para conseguir los datos de contacto). Pero, como recomendación, dale al descuento una vigencia corta. De esta manera, le das un sentido de urgencia a la persona para comprar y, te evitas que personas que compran a última hora lo hagan a precios rebajados.

Lo segundo que debes hacer, es crear un email de agradecimiento a las personas que compraron tus productos. Estos emails deberían incluir una nota personal de agradecimiento, una solicitud de testimonio y un descuento para una próxima compra dentro de un plazo determinado.

Lo tercero que debes hacer es crear un público personalizado en Facebook con los datos se tus clientes potenciales y comenzar a mostrarles publicidad dirigida a ellos. Los públicos personalizados creados a partir de direcciones de correos electrónicos, te permiten mostrar publicidad en Facebook específicamente a las personas que se encuentran en tu lista, de esta manera sabes que tu publicidad está llegando a personas que han demostrado interés en tus productos y, en consecuencia, tienen mucho mejores resultados que la publicidad orientada a personas que nunca han escuchado hablar de tu negocio.

Por último, crea un calendario de promociones y diseña una promoción especial para cada fecha que sea importante y en la cual tus clientes pueden estar interesados en comprar. Por ejemplo, debes tener una promoción para el día del niño, Pascua, Navidad, año nuevo, día de la madre, día del padre, halloween y cualquier otra que tus clientes consideren importante.

Fuente: Ron Schloss

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *